• Cicuta News

Columna Cicuta feb. 27 2020

Columna: Cicuta

Jaime Flores Martínez



Torcidos

Orgulloso de esa audacia que logró incrustarlo en el actual gobierno de MORENA en Baja California, el ingeniero Témoc Ávila Hernández ni siquiera se acuerda que su arribo a este gobierno se lo debe a su sobrina Marina del Pilar Ávila, quien ahora mismo despacha como alcaldesa de Mexicali.


Y es que en la temporada aciaga de sus orgullos tricolores, don Témoc Ávila se arrimó a su sobrina Marina del Pilar para “compartirle” su sabiduría en los temas políticos.

Personajes que acudieron al “cuarto de guerra” que ocupó Marina del Pilar durante su campaña el año pasado, recuerdan que “el tío Témoc” no perdía oportunidad para meter su cuchara.


Dicen que en cualquier conversación que sostenía Marina, don Témoc acostumbraba opinar.

Se supone que en una de esas ocasiones sorprendió al entonces candidato a la gubernatura Jaime Bonilla Valdez a quien le dijo que era tío de Marina, a quien compartía sus “incontables experiencias” de su larguísima trayectoria política.


Hay versiones que afirman que Bonilla se compadeció de don Témoc y para tener una atención con Marina del Pilar integró a don Témoc Ávila.


Cicuta tiene la obligación de señalar que al margen de su oportunismo y su inocultable protagonismo, este hombre es un extraordinario conversador y tiene un especial sentido de la observación.


En días pasados, luego que Cicuta refirió que durante una reunión en Estados Unidos donde se trató el tema de las descargas al mar, el ingeniero Ávila “pidió la cabeza” del representante de la Comisión Internacional de Límites y Aguas (CILA), pues los gringos decidieron que este organismo manejara los 300 millones de dólares destinados al saneamiento de la playa común de Tijuana y San Diego.


Don Témoc entendió que el director de la CESPT Rigoberto Laborín lo manipuló para que los gabachos hicieran a un lado a la CILA y le dieran el dinero a la CESPT (léase Laborín).

El asunto es que el gobernador Bonilla ya frunció el entrecejo y vigila con lupa el papel de Laborín y de Ávila.


Este último debe tener claro que si alguien sabe de temas de agua es precisamente Jaime Bonilla.


Positivo

Qué bueno que durante las últimas semanas se haya reducido el número de homicidios dolosos en Tijuana.

Sépase que el año pasado el promedio diario era de siete homicidios y, durante las últimas semanas este promedio se ha reducido a poco más de cinco.

Aunque las autoridades cacarean esta disminución, hay quien opina que un asesinato el día es igualmente doloroso.


Cicuta.com.mx     Twitter: @cicutabc     Facebook: cicuta      YouTube: jaime cicuta columna

  • White Facebook Icon
  • Blanco Icono de Instagram
  • Blanco Icono de Spotify

© 2020 Cicuta News

Cicuta 

News

Plataforma digital informativa del periodista Jaime Flores Martínez

CICUTA NEWAGIF_edited.png